Blog que identifica y transmite los nuevos paradigmas de la comunicación, de la gestión de la Reputación y de los problemas que están en el foco de los tomadores de decisión del mundo empresarial, económico, político y social de LatAm.

José Antonio Llorente

José Antonio Llorente

Socio fundador y Presidente de LLORENTE & CUENCA

Luisa García

​Luisa García

Socia y COO de América Latina de LLORENTE & CUENCA

Adolfo Corujo​

Adolfo Corujo

Socio y Director General Corporativo de Talento, Organización e Innovación de LLORENTE & CUENCA

Joan Navarro

Joan Navarro

Socio y Vicepresidente de Asuntos Públicos de LLORENTE & CUENCA

María Esteve

María Esteve

Socia y Directora General de LLORENTE & CUENCA Colombia

Luis Serrano

Luis Serrano

Director del Área Crisis en LLORENTE & CUENCA

Claudio Vallejo

Claudio Vallejo

Director Senior del Área Latam Desk en LLORENTE & CUENCA

Alejandro Romero

Alejandro Romero

Socio y CEO de Américas de LLORENTE & CUENCA

Arturo Pinedo

Arturo Pinedo

Socio y Director General de España y Portugal de LLORENTE & CUENCA

Javier Rosado

Javier Rosado

Socio y Director General de LLORENTE & CUENCA Panamá

Luis Miguel Peña

Luis Miguel Peña

Socio y Director General de LLORENTE & CUENCA Perú

David G. Natal

David G. Natal

Director del Área Consumer Engagement en LLORENTE & CUENCA

Mariano Vila

Mariano Vila

Director General de LLORENTE & CUENCA Argentina

Iván Pino

Iván Pino

Director Senior del Área Digital en LLORENTE & CUENCA

diciembre 2017

lun. mar. mié. jue. vie. sáb. dom.
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30 31

Suscríbete a RSS

¿Qué es RSS? Es una tecnología que envía automáticamente los titulares de un medio a un programa lector o agregador. Para utilizar las fuentes RSS existen múltiples opciones. La más común consiste en instalar un programa llamado 'agregador' o lector de noticias.

Listado de blogs

« septiembre 2016 | Inicio | noviembre 2016 »

Alejandro Romero, socio y CEO Américas de LLORENTE & CUENCA

Claudio Vallejo, director Senior Latam Desk Europe en LLORENTE & CUENCA

Este 2018, es el año electoral para América Latina, ya que los principales países de la zona enfrentarán períodos de elecciones presidenciales, legislativas, regionales y municipales. Empezando con Costa Rica en febrero, El Salvador en marzo, Paraguay en abril y Colombia en mayo. Seguidas por México en julio, y finalmente, Brasil, Perú y (puede que) Venezuela en octubre.

Si bien es cierto que la realidad de cada país es diferente, la repercusión de este intenso calendario será global. Los comicios influirán sus relaciones con el resto del mundo e impactarán en el crecimiento que la región ha sostenido, de alguna manera, durante los últimos años. Este es un proceso en el cual los países en campaña representan al 80 % del PIB de la zona, por lo que este contexto alberga  riesgos y oportunidades que marcarán la hoja de ruta del continente. Desde el punto de vista socio-económico, América Latina tiene que consolidar su crecimiento económico para lograr disminuir la pobreza, el trabajo informal y el aumento de la bancarización, entre otros factores. Por lo tanto, continuar, o comenzar con las regiones será clave para consolidar la zona y sacarla de la parálisis en la que está inmersa.   

América Latina está pasando por una clara polarización de política, que no nos permite predecir los resultados. Por un lado tenemos a la llamada reacción popular, fruto del cansancio ante la corrupción y la desigualdad social de la zona. Por otro lado, tenemos a la clase media, cada vez más educada, que opta por el continuismo con reformas y ajustes, y apoya al libre mercado.

Los últimos años no han sido fáciles para el continente, en términos económicos, sociales y políticos. Por ello, las elecciones serán el resultado de los choques internos y externos generados por los retos políticos de cada país que tendrán un impacto global. Aunque, este proceso electoral está marcado por la incertidumbre, lo que sí es seguro es que la realidad de la región Latinoamericana depende, en gran parte, de quién esté al mando de los países, de sus relaciones con el resto del mundo, y de la toma de decisiones por parte de la sociedad en los próximos años.  

Resumen del estudio publicado en Desarrollando Ideas.

28 octubre, 2016 | 09:43

El turismo tiene una gran influencia en la economía mundial: genera un 10 % del PIB mundial y la Organización Mundial del Turismo (OMT) prevé que en 2020 haya 1.400 millones de turistas internacionales. En este contexto, las empresas del sector deben estar al día de las nuevas corrientes para mantener los lazos con su público objetivo.

La industria del turismo es una de las que más ha notado el impacto de las nuevas tecnologías, tanto en su modelo de negocio como en las relaciones con el cliente. Hoy, el valor se crea conectando de diferentes formas a agentes pertenecientes al sector turístico y ajenos al mismo. Ya nadie compra igual un viaje; las agencias de viajes tradicionales no gestionan los viajes del público general, sino que generan experiencias únicas y personales. Los principales actores del sector, como las compañías aéreas y los hoteles, han puesto el foco en la eficiencia y el coste.

Al igual que en otros sectores, la desintermediación al planear un viaje ha abocado a muchos negocios a la desaparición. Hoy, el cliente es el que domina la conversación en los territorios que estimulan la experiencia del viajero y en las comunidades donde los viajeros intercambian experiencias y opiniones.

Los viajeros demandan una transformación urgente de la industria: buscan experiencias únicas y auténticas, empresas que escuchen sus comentarios, oportunidades para aprender y recomendaciones de sus amigos o personas con intereses comunes. Mientras que antes los viajeros confiaban en reportajes o canales especializados, hoy prefieren informarse en las redes sociales o reality shows. La venta de un viaje se ha convertido en un ejercicio transaccional en lo accesorio (cómo llego) pero emocional y relacional en cuanto al destino y la experiencia que buscan.

No quieren una experiencia “masificada”: buscan sentirse únicos y diferentes incluso en destinos con mucho volumen de viajeros. El objetivo es crear  una experiencia propia, contarla, fotografiarla y hacerla pública.

Los agentes de la industria turística deben replantear sus estrategias de relación e influencia con su público objetivo bajo una serie de principios: ser auténtico y sincero, dejar que sea el cliente el que tome el control de la narrativa (pero siempre guiándole), elegir varios territorios para combinar experiencias y siempre escuchar al cliente.

La transformación de la industria del turismo puede suponer un reto para las empresas a la hora de adaptarse a las nuevas tendencias, pero, al mismo tiempo, supone una oportunidad para reinventarse y posicionarse como líderes de influencia en el sector.

Juan Rivera

Socio y director general de LLORENTE & CUENCA México

17 octubre, 2016 | 14:04

Durante los últimos años, Perú se ha posicionado como la sexta economía de América Latina, sólo por detrás de Brasil, México, Argentina, Colombia y Chile. Perú es el líder en crecimiento económico de los mercados emergentes y el Fondo Monetario Internacional (FMI) lo reconoce como uno de los motores de América Latina. El FMI prevé que para 2018 la economía haya crecido en un 18,5 %. Por estas características, Perú podría posicionarse como una importante puerta de ingreso al bloque regional.

El gobierno peruano se ha centrado en los últimos años en fomentar las líneas de desarrollo a través de la cooperación entre los sectores público y privado. Se han centrado en fortalecer las relaciones comerciales exteriores, sobre todo con China, y en la eliminación de trabas que dificultan la inversión extranjera en el país.

En este contexto, este mes de octubre tendrá lugar entre Londres y Madrid la gira inPERÚ Road Show 2016. InPERÚ es una cooperación sin ánimo de lucro que busca fortalecer la presencia de Perú en el mercado financiero internacional. Desde 2012 ha viajado por Europa, Asia y América con ese objetivo. InPERÚ cuenta desde sus inicios con el apoyo del sector público, sobre todo de los ministerios de Economía, Comercio Exterior y Relaciones Exteriores y el BCRP. Esta edición no será una excepción: los ministros del Mincetur y del BCRP, Eduardo Ferreyros y Julio Velarde, expondrán los retos económicos, comerciales y en materia de política monetaria a los que se enfrenta el gobierno peruano.

Este inPERÚ Road Show 2016 promete convertirse en un espacio para el diálogo, la cooperación y el acercamiento de los empresariados para consolidar las relaciones comerciales entre Perú, Reino Unido y España.

Luisa García

Socia y CEO de LLORENTE & CUENCA Región Andina

14 octubre, 2016 | 12:55

Entre los meses de octubre y noviembre tendrán lugar dos importantes eventos internacionales en América Latina. Por un lado se celebrará la XXV Cumbre Iberoamericana de Jefes de Estado y de Gobierno a finales de octubre en Cartagena de Indias.  Por otro lado se celebrará en Lima la Cumbre de la APEC, el Foro de Cooperación Asia- Pacífico.

América Latina atraviesa un momento de cambio de ciclo tanto a nivel interno de los países como en sus relaciones exteriores. La búsqueda de apoyos internacionales en los países latinoamericanos puede evolucionar hacia dos direcciones. América Latina puede dirigir su mirada hacia sus socios tradicionales, aquellos con los que tiene en común la orilla del océano Atlántico, o dirigirla a sus socios recientes en materia de inversiones de la cuenca del Pacífico. Es previsible que la XXV Cumbre Iberoamericana se centre en el tradicional “espacio iberoamericano” y busquen fortalecer sus relaciones exteriores con los socios del Atlántico.

La Cumbre de la APEC se centrará en el comercio, las inversiones y la cooperación técnica de los 21 países miembros que la componen, todos ellos ubicados en la cuenca del Pacífico. Esto hace pensar que las relaciones con esa área salgan reforzadas, especialmente con China. Desde su entrada a la OMC en 2001, las relaciones entre América Latina y China han ido creciendo de manera exponencial hasta convertirse el país asiático en el segundo socio de la región latinoamericana después de Estados Unidos. Esto se debió especialmente a la demanda china de materias primas, lo que la convirtió en un impulsor del crecimiento en algunos países latinoamericanos. Tras la desaceleración de China, Latinoamérica sufrió las consecuencias de forma directa. Habrá que esperar para ver cómo se desarrollan las relaciones entre ambos países después de la APEC, mecanismo de cooperación económica.

Las dos celebraciones internacionales prácticamente simultáneas pueden hacer plantearse a algunos países latinoamericanos si centrarse en una o en otra región. Sin embargo, la decisión no tiene por qué ser excluyente; América Latina puede aprovechar sus relaciones tradicionales en términos geopolíticos y a la vez potenciar sus relaciones comerciales con los socios de la cuenca del Pacífico.

Claudio Vallejo

Director senior del Latam Desk en LLORENTE & CUENCA España

05 octubre, 2016 | 09:38

La victoria del No al acuerdo de paz entre las FARC y el gobierno colombiano sorprendió a toda la comunidad internacional. Nadie se esperaba estos resultados; todas las previsiones apuntaban a una victoria del voto a favor. ¿Qué es lo que ha llevado al 50,21 % de los votantes a decidirse por el No?

Juan Manuel Santos, presidente de Colombia y líder del movimiento a favor del Sí, arrastra bajos índices de aprobación desde comienzos de la desaceleración económica. Tras la firma del fin del conflicto en junio de 2016, momento en que el presidente Santos empezaba a liderar la campaña por el Sí, su aprobación disminuía y su vaga conexión con los colombianos pudo haber herido el proceso. A favor del No estaba el expresidente Uribe, un líder carismático y con las encuestas de aprobación en alza. Además, las voces independientes opuestas al gobierno pero que apoyaban el proceso de paz no consiguieron movilizar a un sector de la opinión que se identifica con esta lógica de pensamiento.

Entre el 2002 y el 2008, durante el gobierno de Álvaro Uribe Vélez, el estatus político de las FARC fue degradado de grupo guerrillero, al de terrorista, pero el inicio de las conversaciones con las FARC en septiembre de 2012 implicó devolverle a las FARC el estatus de actor político en el marco de un conflicto armado. Los colombianos, incluso aquellos que preferían la terminación del conflicto bajo este acuerdo, rechazan la participación política de las FARC.

A lo anterior se suman las múltiples frustraciones del pasado con las FARC. Tras numerosos procesos fallidos de negociación con este grupo durante las últimas cinco décadas, la credibilidad en la voluntad de las FARC para mantener su palabra y cumplir los acordado es baja.

Uno de los puntos más polémicos y que mayor polarización generó durante las campañas previas al plebiscito es el de la justicia. A la posibilidad de que redimieran sus condenas con trabajo con las comunidades, se sumaba la amnistía total para el delito de rebelión y acciones conexas como el narcotráfico. Al ser el narcotráfico un delito conexo al de rebelión (pues serviría para financiar una causa política), podría ser sujeto de amnistía, de acuerdo con lo establecido en los acuerdos.

Por otro lado, la falta de claridad acerca de los costes de la implementación de los acuerdos y de donde provendrían los recursos, así como la posibilidad de que fuera financiado a través de los impuestos de los ciudadanos, también pudo haber inclinado la balanza hacia el No.

La victoria del No deja al país en un momento de incertidumbre. Minutos posteriores a la derrota en las urnas, el presidente Juan Manuel Santos se dirigió a los colombianos y expresó que aceptaría, como es su deber constitucional, el resultado del plebiscito y que abrirá nuevos espacios de diálogo para determinar el camino a seguir.

En una decisión sorpresiva, estrecha y desconcertante para la comunidad internacional, Colombia rechazó en las urnas el acuerdo del fin del conflicto y la construcción de una paz duradera entre las FARC y el Gobierno. Tras la victoria del No en el plebiscito del 2 de octubre, Colombia entra en una etapa de alta incertidumbre, confusión e inestabilidad.

María Esteve

Directora general de LLORENTE & CUENCA Colombia

Imagen de Paula Satrustegui

Paula Satrustegui profundizará en las novedades fiscales y relativas a la seguridad social, que afectan a la planificación de las finanzas personales de los profesionales.

Imagen de Belén Alarcón

Belén Alarcón trasladará su experiencia de asesoramiento patrimonial y planificación financiera a través de las preguntas más relevantes que debe plantearse una persona a lo largo de su vida.

Imagen de Enrique Borrajeros

Enrique Borrajeros escribirá sobre temas relativos a la relación entidad – asesor, finanzas conductuales y tendencias y novedades en el asesoramiento financiero nacional e internacional.

Imagen de Francisco Márquez de Prado

Francisco Márquez de Prado, analizará activos y productos financieros, con sus ventajas e inconvenientes, para cada tipo de inversor.

Imagen de Íñigo Petit

Íñigo Petit tratará temas relacionados con la evolución de la industria de fondos de inversión y planes de pensiones y aspectos relacionados con la educación financiera

© Prisa Digital S.L.- Gran Vía, 32 - Edificio Prisa - Madrid [España]