Sobre el autor

Ana B. Nieto es corresponsal de ‘Cinco Días’ en EE UU. Madrileña y licenciada en Derecho por la Universidad Complutense de Madrid, ha trabajado antes para distintas publicaciones en Valencia, Madrid, y durante un año en el sur de Asia (Indonesia y Tailandia). Aficionada a los viajes y a lectura, especialmente de libros de historia, su asignatura pendiente es aprender árabe.

Categorías

Suscríbete a RSS

¿Qué es RSS? Es una tecnología que envía automáticamente los titulares de un medio a un programa lector o agregador. Para utilizar las fuentes RSS existen múltiples opciones. La más común consiste en instalar un programa llamado 'agregador' o lector de noticias.

Lo último en Twitter

    Seguir en Twitter

    « Un lío tremendo | Inicio | Bernanke vuelve a la tele a explicarse »

    02 diciembre , 2010 | 17 : 44

    Muy grande, demasiado grande

    Menos de 24 horas después de que la Fed tuviera que hacer público a quién, cuánto y cuándo tuvo que ayudar desde 2007, uno de sus miembros, Thomas Hoenig ha usado la página de tribunas de The New York Times para mandar un mensaje claro: no puede haber megabancos que puedan ser tan grandes como para que no puedan caer.  No es un mensaje nuevo. El profesor del MIT y ex analista jefe del FMI, Simon Johnson se quedará afónico de repetirlo, pero es significativo que salga tan nítido desde una Fed que está elevando su perfil público y mediático.

    “Demasiado grande para tener éxito” Así se puede interpretar el título de la tribuna que firma Hoenig, presidente de la Reserva Federal de Kansas City y el miembro del comité abierto de la autoridad monetaria que más disiente de la opinión general de que hay que mantener los tipos bajos. 

    Hoenig empieza su pieza afirmando que tanto el Tesoro como la Fed tomaron acciones que salvaron a empresas y trabajadores con lo que posiblemente se evitó la ruina económica.  Pero entiende que los estadounidenses están enfadados y considera que la razón es que aún se mantiene una gran amenaza: instituciones que son demasiado grandes como para que se pueda permitir que fracasen

    Hoenig, que se retira el año que viene, critica que pese a las grandes sumas que se han dedicado para salvar a estas instituciones, dos años más tarde están operando como si no pasara nada, “con compensaciones en bonus que reflejan éxitos no la realidad de recientes fracasos”. Y eso mientras muchos bancos pequeños y empresas han sufrido pérdidas de empleos por una recesión “alimentada por Wall Street”.

    Este miembro de la Fed lamenta la influencia de estos bancos que son ahora más grandes que antes de la crisis. Los cinco primeros lo son en un 20% y controlan 8,6 billones de dólares en activos financieros, el 60% del PIB del país. Hoenig lamenta además que la legislación postcrisis, la ley Dodd-Frank para la reforma de la regulación financiera deje a estas grandes instituciones “en control de nuestro destino económico”. Para él no hay duda que ello se debe a la influencia que tienen,  el dinero que se han gastado en hacer lobby en los pasillos de Washington y su papel en la financiación de las campañas políticas. Se puede decir más alto pero no más claro.

    Hoenig, en suma, echa de menos la Glass-Steagall Act, la ley aprobada durante la Gran Depresión y que impedía que la banca comercial se involucrara en actividades de riesgo más propias de la de inversión.

    Con él, ya casi son legión los que tienen esa opinión.

    Comentarios

    estherllull

    si estos bancos son ahora más grandes que antes de la crisis esto realmente parece una pantomima de la crisis, una crisis fantasmática, que ahora parece está teniendo más resultados reales en los países periféricos de Europa y en las antiguas colonias europeas o lo que quedan de ellas, y en los países más pobres que no tienen recursos, porque nuestros bancos los más grandes que yo sepa siguen fundamentalmente basándose en una banca comercial.

    Yo creo que es un poco también lo que decías el otro día, EEUU se va a especializar ya sobre todo en la banca de inversión, y este capitalismo agresivo no sé cómo va a terminar realmente. Es una temeridad, pues lo que está sirviendo es para consolidar la fuerza hegémonica u omnipotente como potencia mundial de una sóla nación, los EEUU. Y tal vez sirva para que China se acerque más como potencia.

    Realmente la Fed nos tiene cogidos, y no entiendo por qué el BCE no está actuando de otra manera, para que no suframos el resto de los europeos, con nuestra deuda, porque aunque hay subasta de liquidez parece que ilimitada estos meses, realmente las condiciones son muy severas para nuestros gobiernos en el recorte púbico.

    Gracias nuevamente por estas atractivas noticias!

    Publicar un comentario

    If you have a TypeKey or TypePad account, please Inicia sesión

    TrackBack

    URL del Trackback para esta entrada:
    http://www.typepad.com/services/trackback/6a00d8341c760153ef0147e051db94970b

    Listed below are links to weblogs that reference Muy grande, demasiado grande :

    © Prisacom S.A.- Ribera del Sena, S/N - Edificio APOT - Madrid [España] - Tel. 91 353 79 00