Sobre el autor

Si los mercados funcionasen como se suponen que funcionan, muchos nos tendríamos que dedicar a otra cosa. Desde 1998, una sucesión de burbujas, crisis, burbujas y crisis ha alimentado mi escepticismo natural. Lealtad, 1 es mi visión, personal y muchas veces equivocada, de la actualidad de los mercados y la economía.

Categorías

septiembre 2017

lun. mar. mié. jue. vie. sáb. dom.
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30  

Suscríbete a RSS

¿Qué es RSS? Es una tecnología que envía automáticamente los titulares de un medio a un programa lector o agregador. Para utilizar las fuentes RSS existen múltiples opciones. La más común consiste en instalar un programa llamado 'agregador' o lector de noticias.

Listado de blogs

« octubre 2015 | Inicio | diciembre 2015 »

26 noviembre, 2015 | 11:38

Los inversores dan por perdida Abengoa

No sé si es la primera vez que entra en preconcurso una firma del Ibex. Abengoa lleva bastante tiempo teniendo mala pinta, y concretamente un año de tiempo añadido (usando terminología futbolística). Fue a finales de 2014 cuando la empresa ideó una clasificación de deuda de su propia cosecha para poder cumplir los objetivos de la empresa y las exigencias de los acreedores.

Deuda con recurso en proceso. Es decir, deuda por la que responde la sociedad matriz (Abengoa) pero que prevé ‘colocar’ a un proyecto (una planta industrial o eléctrica) cuando éste esté en marcha. Con esta fórmula la firma consiguió ganar algo de tiempo. No más. En verano volvieron a pintar bastos y el intento de Gonvarri ha resultado frustrado.

Algunos geeks tenemos debilidad por el mercado de deuda. Tan falible como el de renta variable, pero extremadamente útil en casos como el de Abengoa, es decir, cuando las cifras de flujo de caja y deuda no terminan de cuadrar.

Ayer la noticia más dura para Abengoa venía, creo, del mercado de bonos.  La deuda cotizando al 20% del nominal es una señal de estampida en el mercado de deuda. Los inversores solo esperan recuperar esa cantidad de los bonos que venden en marzo del próximo año. Señal de que no creen en una ampliación de capital o venta, tanto da si el comprador de es Burgos o de Manhattan. No es el escenario. Quita de deuda, concurso de acreedores o conversión de deuda en capital.

No cabe, tampoco, achacar la caída de la deuda a una eventual falta de liquidez: según Bloomberg fue uno de los contratos más negociados ayer. Eso sí, hoy las órdenes de compra están en torno al 10% del nominal.

ABENGOA BONOS
 

¿Qué le pasa a Abengoa? Algo tan sencillo como que las cuentas no terminan de cuadrar; no ingresa dinero suficiente como para ir pagando las deudas y, en este contexto, la banca cierra el grifo (para no perder más), lo que agrava los problemas de liquidez.

La estructura financiera (y hasta societaria) de la empresa es compleja, lo que ha complicado (valga la redundancia) la resolución del caso. Pero, al final, las cuentas dejan de cuadrar. En las cuentas de septiembre Abengoa tiene un flujo de caja negativo de unos 540 millones de euros, pero solo en el cuarto trimestre le vence deuda por 331 millones (según Bloomberg), y otros 1.100 en 2016 (500 de ellos en marzo). Este miércoles, vencen cinco millones de deuda.  El grupo tiene deuda a proveedores por 4.400 millones.

Este gráfico indica el perfil de vencimientos año a año.

 

Aquí, la presentación de septiembre. Aquí, el balance a cierre de junio. Las cifras que da la empresa a la CNMV son coherentes con las de Bloomberg (unos 9.000 millones entre deuda bancaria y bonos en el grupo consolidado). 

De ahí que Gonvarri exigiese que se reabriesen las líneas de liquidez de la banca. Nadie mete dinero en una sociedad para pagar cuentas a corto plazo.  La opción de una venta a otro inversor parece bien poco verosímil a estas alturas: la clave no está en vender Abengoa por más o menos dinero, sino en qué pasa con esos 800 millones (al menos) que vencen en cinco meses y en los pagos a proveedores. La empresa no genera caja suficiente, y ésta tiene que llegar de algún sitio. Es lo que nos dice el mercado de bonos.

 ¿Qué pasará con Abengoa? Abengoa tiene activos. Seguramente no los suficientes para pagar hasta el último euro a los acreedores, pero activos capaces de ser vendidos y/o financiar la deuda. Para ello antes es obligada la fase por el preconcurso, es decir, la negociación de una quita con los acreedores. El principal problema es el deterioro del negocio mientras se alcanza un acuerdo. Que es, a grandes rasgos, lo que ha pasado en el último año. No afrontar los problemas convierte el detalle técnico  de una reclasificación de la tipología de la deuda en el, quizá, mayor concurso de acreedores de España. Una mala gestión que no se ha reflejado en las retribuciones de la cúpula.

19 noviembre, 2015 | 15:13

La destrucción de la clase media (2)

En la entrada del otro día sobre quién está pagando la crisis y quién no tanto me dejé (a posta) un aspecto importante: el nivel de estudios.En las cifras empleo y salarios del INE (en la Encuesta de Población Activa) se incluye el nivel de formación. Hemos oído mucho sobre las personas jóvenes y formadas sin acceso al mercado laboral. Verdad a medias: sí, hay una persistente cantidad de personas con educación superior que están cada vez más lejos del mercado laboral (aunque no tan jóvenes, como veremos), pero también un gran segmento de población sin apenas estudios que malvive entre el paro, el subempleo o las ayudas, candidatos claros a la exclusión social.

El paro se fue de 1,8 millones a finales de 2006 a alcanzar 4,85 millones en el tercer trimestre de 2015 (tras pasar por un récord de 6,3 millones). El paro entre universitarios pasa de 400.000 a 1,12 millones de personas en este periodo. La subida, del 180%, es superior a la del paro en general, y a la de otras etapas educativas.

Hay más cifras que hacen pensar en una bolsa de desempleo de nuevo cuño: de los 1,12 millones de parados con formación universitaria, más del 90% ya ha trabajado antes. De éstos, 380.000 llevan más de dos años en el paro. No obstante, en las personas con estudios superiores menores de 30 años el número de parados creció bastante menos: de 180.000 a unos 320.000, el 80%. Aunque, muy probablemente, ello se deba más a que optan por emigrar o seguir estudiando que porque encuentren trabajo.

Sigue leyendo

11 noviembre, 2015 | 09:15

La 'destrucción' de la clase media

La narrativa oficial de la crisis, o al menos una de las más pujantes, es la destrucción de la clase media a consecuencia del estallido de la burbuja. Dejando aparte la definición de “clase media”, quien más quien menos  sabe de personas con estudios y una cierta carrera profesional pasan por la oficina de empleo. La marea subió demasiado.

Posiblemente esta percepción, real o no, haya removido más cimientos que la crisis en sí misma; no es algo que estuviese en el guión de la historia (oficial) de éxito de la Transición política y económica de España.  Pero, ¿es cierto?

¿ Han bajado los salarios? ¿Dónde?

No han bajado. O no mucho. Los datos de la EPA (última dato, 2014) arrojan una subida del salario medio del 6% desde 2008 y del 4,7% del salario mediano (este es el umbral que deja al mismo número de encuestados por encima y por debajo). El salario medio es de 1.881 euros y el mediano, de 1.607. En términos reales, es decir si se elimina el efecto de la inflación (en torno al 7,5% 2008-2014, según el mes que se escoja), ambos caen.

Las reducciones de salarios han sido la minoría. El ajuste en el mercado laboral español se ha hecho por las bravas, especialmente mediante la no renovación de temporales y, después, mediante los despidos. En 2014, solo el 5% de las empresas aplicó rebajas salariales. Ente 2007 y principios de 2013 se destruyeron casi 3,5 millones de puestos de trabajo (casi el 18%). Algunos de los cuales se han sustituido, después, por empleados con menor salario.

No es fácil, en todo caso, saber dónde han bajado más. La peor evolución del sueldo mediano respecto al medio sugiere que los salarios han caído más en los tramos bajos. El gráfico inferior, sacado de los mismos datos,  va en la misma dirección. Indica el salario medio en cada decil de renta, es decir, en el 10% que menos cobra, en el 10% siguiente, y así hasta 10. El 10% de asalariados más desfavorecido cobra, de media, 411 euros al mes. En 2008 este 10% inferior cobraba 501 euros: el recorte es del 18%.

 

Se registran descensos también en el siguiente tramo (un 7,89%), estabilidad en el tramo siguiente y subidas en el resto de la escala salarial, con un máximo del 11,2%. Aplicando el IPC; la caída de las rentas más bajas es un descomunal 24%, un 15% y un 8,4% en los dos siguientes tramos. Para el 70% restante el salario medio oscila poco; menos de un 5% al alza a o a la baja.

Sigue leyendo

Categorías

Los mercados, en CincoDías.com

Suscríbete a RSS

RSS Añadir este sitio a RSS

¿Qué es RSS?
Es una tecnología que envía automáticamente los titulares de un medio a un programa lector o agregador. Para utilizar las fuentes RSS existen múltiples opciones. La más común consiste en instalar un programa llamado 'agregador' o lector de noticias.