Sobre el autor

Si los mercados funcionasen como se suponen que funcionan, muchos nos tendríamos que dedicar a otra cosa. Desde 1998, una sucesión de burbujas, crisis, burbujas y crisis ha alimentado mi escepticismo natural. Lealtad, 1 es mi visión, personal y muchas veces equivocada, de la actualidad de los mercados y la economía.

Categorías

septiembre 2014

lun. mar. mié. jue. vie. sáb. dom.
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30          

Suscríbete a RSS

¿Qué es RSS? Es una tecnología que envía automáticamente los titulares de un medio a un programa lector o agregador. Para utilizar las fuentes RSS existen múltiples opciones. La más común consiste en instalar un programa llamado 'agregador' o lector de noticias.

Listado de blogs

« abril 2012 | Inicio | junio 2012 »

31 mayo, 2012 | 10:21

¿Rescate inminente? No lo veo claro

Quizá me equivoque, y tengo tendencia a hacerlo, pero por más que hoy todo el mundo ve el rescate oficial de España en cuestión de días, yo no lo veo tan claro. Ni tan inmediato.

1.- La analogía más inmediata de la situación de España hoy es la situación de Irlanda antes de su rescate. Dublín estaba abocada a pedir dinero extranjero para salvar sus bancos, a los cuales garantizó todas sus deudas para evitar a toda costa una quiebra. SImilar a España. Pero no igual. Porque Irlanda tenía que pagar los vencimientos de la deuda de sus bancos. España ha nacionalizado algunos bancos, pero no todos. Y, sobre todo, la banca española, Bankia incluida, han captado casi 200.000 del BCE, con los que puedehacer frente a sus vencimientos sin necesitar dinero público. 

2.- La necesidad de dinero para la banca española viene de los requerimientos de capital y provisiones para el sector financiero, y del rescate de Bankia. Pero dichos requerimientos, la necesidad de capital, vienede del BOE, no del mercado. Se puede retrasar, cambiar y escalar. Las necesidades de capital de la banca, sean 30.000 o 60.000 millones, no tienen que cubrirse de un día para otro, y quizá ni siquiera tengan que desembolsarse en efectivo.   

3.- Aún acudimos a los mercados. Mal, con precios altos y demanda justa, pero el Tesoro aún puede vender deuda en el mercado. Además de eso, el Tesoro tiene dinero en la caja. 44.000 millones en el Banco de España. Estos factores permiten que España pueda sobrevivir un tiempo a la incertidumbre bancaria y a la presión de los inversores. 

4.- Estamos negociando. No lo sé, pero lo intuyo. Bruselas hizo un par de guiños a España con el déficit y con la posibilidad de que los fondos europeos inyecten dinero en los bancos. Y puso deberes. Después se echó atrás. Hoy Draghi ha mostrado su perfil más severo en el Parlamento Europeo. Guindos viaja a Berlín. Santamaría a Washington. Y, recordemos, hace dos semanas España aceptó que se auditasen las cuentas de los bancos. 

5.- Desde el punto de vista europeo, no tendría sentido poner dinero para la banca española antes de las elecciones griegas. Si del resultado de éstas se desprende un riesgo para la continuidad de Grecia en el euro, Europa tendrá que evitar que el pánico contagie a España e Italia. Y no tendría mucho sentido ayudar a España el 10 de junio si el día 20 quizá haya que volver a hacerlo.

En conclusión, no veo un rescate inminente tan claro. Pîenso que el Gobierno acabará llegando a algún pacto con las autoridades europeas que supondrá más dolor para los españoles y que permitirá dar a Bankia, y a otros bancos, todo el dinero que necesite. Y creo que el mecanismo está aún sujeto a negociación. Salvo otro error garrafal de nuestro gobierno, como filtrar el mecanismo de ayuda a Bankia antes de preguntar a sus mayores u otra sorpresa de última hora, creo que es el escenario más probable. 

Bonus: La entrada de Luis Garicano sobre España vs BCE y su analogía de tren vs Seat 600

29 mayo, 2012 | 14:01

De la complacencia a la fatalidad

No tiene nada de malo tirar una moneda a la fuente y pedir un deseo. Lo malo es creer que se va a cumplir. Y actuar en consecuencia. Es un tópico recordar a estas alturas la etiqueta de "la banca más solvente del mundo", puesta con la misma alegría con la que se dice que la Liga española es la mejor del mundo o que el mejor pescado de España se consume en Madrid.

Tampoco tengo muchas ganas de enredar con ello, pero la complacencia con la que ha operado el sector bancario patrio en los últimos años es la causa principal de que no haya abordado el origen último de sus problemas, es decir, la burbuja inmobiliaria. Cabe recordar la comparecencia de  hace poco más de un mes del gobernador del Banco de España. Lo que hace falta para que fluya el crédito es... ¡Demanda solvente! Tesis lanzada desde los dos grandes: nosotros no tenemos la culpa de vivir en un país de desharrapados. El problema de verdad, por lo que la prima estaba en 400 puntos, es porque no se había hecho una reforma laboral. Acabáramos.

Sigue leyendo

25 mayo, 2012 | 11:40

Cuando Bankia era una gran inversión

Me cuenta un compañero sobre la OPV de Bankia. "En la red de oficinas tenían un indicador en tiempo real de las acciones que estaban vendiendo cada uno de los empleados". "Entre tú y yo, está previsto que nuestras acciones suban unos dos euros en el año", confiaba un empleado a Juande Portillo y David  Pérez, compañeros míos que en la etapa de la OPV de Bankia hicieron la clásica ronda de incógnito por sucursales de las entidades que vendían las acciones.

Yo, confieso, no daba medio euro por la salida a Bolsa de Bankia. Pensaba que no había forma humana de que saliera a cotizar, más que nada porque la CNMV, que sabía lo que venía, obligaba a tener un tramo institucional importante en la OPV. Hablando en plata, con la red comercial funcionando a toda máquina, Bankia podría vender hoy acciones de Lehman o deuda pública islandesa. Con los grandes inversores es otra cosa. De ahí que la CNMV prohibiese que Bankia vendiese acciones solo en oficina.

Con esta premisa, me parecía imposible que un fondo de inversión invirtiese en Bankia. Una vez más, me equivocaba. Era evidente a todas luces que la OPV de Bankia era una operación forzosa por los planteamientos que mandaban en la elite política y económica: Bankia debía salir adelante por sus propios medios, para dar confianza a los inversores. O algo así.

Sigue leyendo

23 mayo, 2012 | 13:53

Los ajustes torcidos de Mariano

Rumanía, Bulgaria, Irlanda, Grecia, Letonia, Lituania y Eslovaquia. Son los únicos países de la Unión Europea que recaudan menos impuestos que España, que está más o menos a la par con Portugal e Irlanda. Ayer salieron los datos de Eurostat y, más allá de de las cifras sobre tipos de impuestos, destaca la bajísima recaudación fiscal. En España el Estado ingresa en impuestos el 31,8% del PIB, con cifras de 2010, frente al 38,9% de la zona euro y el 38,4% de los 27.

No siempre ha sido así. En Nada es Gratis han publicado hoy una excelente entrada al respecto, con otros datos de Eurostat diferentes (y una fantástica errata en el titular del primer gráfico, "ingresos sector púbico"), pero la misma conclusión. Es el país de la zona euro que menos ingresa por impuestos. Según estas cifras, el 35% del PIB en 2011. En 2007 era el 41%. 

Pero ¿cómo ha podido ocurrir esto si no se han producido cambios normativos relevantes en nuestro sistema impositivo? Lo lógico sería pensar que si no hay cambios en la fiscalidad la recaudación debería reducirse en la misma proporción que lo hacen las bases imponibles. 

Sigue leyendo

22 mayo, 2012 | 13:11

Una facilidad de liquidez para dominarlos a todos

Cuando las palabras pánico bancario, fuga de depósitos o corralito entran en el lenguaje de la prensa económica de los blogs especializados (dejando aparte a los apocalípticos a tiempo completo), mala cosa. Pero eso es lo que sucede estos días, con la posible salida del euro de Grecia como detonante del presunto pánico bancario en Grecia o en otros países débiles, como Portugal, España o Italia.

No entraré en detallar si hay o no fuga de depósitos. Hoy el titular lo da The Economist quien, citando a un analista de Citi, cuenta más o menos lo mismo que contaron mis compañeros Pablo Martín e Inés Abril hace casi un mes utilizando como fuente los datos en bruto del Banco de España: Que en casi un año la fuga de capitales ha sido de casi 100.000 millones. Pero, claro, lo dice el Economist...

En todo caso, ¿se puede parar la marea? Depende. En mi opinión, a medida que la crisis se agrava la dependencia del BCE en los países afectados se agudiza, lo que tanto refuerza "intervención suave" a la que están sometidas Italia y España como debiliita la capacidad de los demás para oponerse a la "intervención oficial".

Sigue leyendo

17 mayo, 2012 | 11:12

Evitar un segundo caso Bankia

La reforma financiera, la cuarta, para sanear el sistema bancario, no me parece mal del todo. No es la ideal. Y, como ya dije el viernes, se queda a medio camino, y probablemente cuando estas entidades de nombre extranjero (condición imprescindible para ser considerado un experto independiente) terminen la auditoría del ladrillo que está en el balance bancario, hará falta más capital. Hoy dos compañeros escriben que la banca se está haciendo la idea de que quizá haya que pedir dinero a Bruselas.

Tengo más dudas sobre el día después de la publicación en el BOE. Sobre el día de hoy, por poner un ejemplo. O el de mañana. Sobre qué pasará después. Hasta el momento la banca se ha enfrentado a los distintos exámenes de solvencia como un estudiante perezoso, de los que estudia a última hora el mínimo imprescindible para no suspender y, superado el examen, vuelve a la pereza. Y eso, cuando el profesor ha destacado por su bajo nivel de exigencia y por perdonar a los alumnos, incluso a los más díscolos, gamberradas de todo pelaje.

Sigue leyendo

16 mayo, 2012 | 10:14

¿Corralito en España? No lo veo, Mr. Krugman

La entrada del blog de Paul Krugman en la que alertaba de una próxima salida del euro de Grecia y un posible corralito bancario en España e Italia es de esas que provoca que amigos me pregunten por qué hacer con su dinero. Creo que lo he contado alguna vez, pero creo que este es el mejor indicador de tensión financiera. Anteayer no estábamos como después de Lehman. Hoy, con la prima de riesgo en 500, veremos. Pero, en todo caso, ¿viene el corralito? ¿tiene razón Krugman?

Quizá por la brevedad, quizá por el uso de la palabra corralito, su entrada pareció especialmente contundente. Pero, en realidad, no decía nada nuevo. Ahora bien, dos fallos le veo a mi profundamente admirado Paul. Primero, da por hecha una premisa dudosa: que Grecia salga del euro. Segundo: faltan matices, y en estas cosas los detalles lo son todo. Hay que tener en cuenta cómo sale Grecia del euro. En qué condiciones. Si se queda en la UE o no. Y, sobre todo, si en paralelo se toman medidas para evitar ese temor de Paul Krugman. 

Y eso, insisto, asumiendo que Grecia salga del euro, algo que todavía habrá que ver. En cualquier caso, sí, a medida que en Atenas se instaurase el miedo a la salida del euro, la huida del dinero de los bancos sería cada vez más agudas. La gente saca el dinero del banco. Los que pueden se lo llevan al extranjero. Los que no, compran oro, plata, acciones de empresas alemanas o lo guardan bajo el colchón. Esto ya está pasando. Lleva pasando un tiempo. Aquí, gráfico, tomado de The Big Picture con la evolución de los depósitos en los bancos de allí:

Greecedeposits0514121_big1

La escala está falseada, pero la caída no. El 31%, 72.000 millones de euros. Hay que recordar que el corralito, además de causa, también es consecuencia del pánico bancario. El corralito llega o bien cuando empieza a haber colas en las oficinas de los bancos o bien para prevenir éstas. Y pese a esta huida de depositantes de Grecia, no ha habido corralito; han podido evadir sus ahorros con tranquilidad. Los bancos han sido sostenidos por el BCE o por los préstamos de emergencia que puede realizar el Banco de Grecia. 

En España las huidas de depósitos no han empezado, como podemos ver en el Banco de España. En otras palabras, no podemos desentrañar el futuro, pero a toro pasado vemos que el BCE y el Banco de Grecia han permitido, sin corralito, un "pánico controlado" en el sistema financiero griego del que España está aún muy muy lejos. Y como he comentado antes, todo depende de los detalles de la eventual salida de Grecia del euro. Principalmente, si el BCE pone en marcha un mecanismo de financiación de emergencia tanto para los bancos españoles como para el Tesoro. 

En todo caso, como digo antes, aún está por ver que Grecia salga del euro. Sobre el papel, podría. Es recomendable esta entrada del economista griego Yanos Varoufakis sobre la analogía de Grecia y Argentina. Señala cosas que los periodistas y algunos economistas, en el afán por buscar el titular novedoso a una crisis que dura dos años, tienden (o tendemos) a olvidar: Grecia no tiene que desligarse de un tipo de cambio fijo, sino que tiene que crear una divisa de la nada. Imprimir billetes, redenominar deudas y llenar los cajeros automáticos. Cuestión de meses, dice. El euro, recuerden, no se instauró precisamente en una semana.

Otra cuestión que recuerda Varoufakis: como muchos griegos ya han sacado su dinero de Grecia, si volviese el dracma, todas esas cantidades de ahorro depreciarían su valor de forma exponencial. Y, finalmente, lo evidente. Para el resto de la zona euro, los costes de la salida de Grecia serían descomunales. Y para la propia Grecia, probablemente tendría que aplicar controles de fronteras, perdería subisidios agrícolas, etc.

En resumen, Varoufakis no cree que la salida del euro sea lo más probable ni lo más conveniente, y aboga por una renegociación de las condiciones. Incluso, y esto es cosa mía, a Europa le saldría mejor perdonar toda la deuda a Grecia que expulsarla del euro. En todo caso, insisto, yo no creo que el corralito en España esté a la vuelta de la esquina, ni mucho menos, salvo catástrofe. Europa apenas se puede permitir la salida de Grecia del euro. De España, mejor no hablar. 

Tampoco veo, por otra parte, una intervención o rescate de España al estilo de Portugal. Más bien veo un aumento de la intensidad de la intervención silenciosa o el autorrescate que empezó en 2010. Y, como dije el viernes, probablemente acabemos pidiendo dinero para la banca. Pero eso ya lo contaré otro día. 

Por cuestiones de premura, de momento no cuelgo música contra la crisis. A ver si luego tengo tiempo. Pero la idea no es abandonar. 

Música contra la crisis. Jack White, Poor Boy. 

Sígueme en Twitter @nuno_rodrigo5 o pinchando aquí

¿Corralito en España? No lo veo, Mr. Krugman

La entrada del blog de Paul Krugman en la que alertaba de una próxima salida del euro de Grecia y un posible corralito bancario en España e Italia es de esas que provoca que amigos me pregunten por qué hacer con su dinero. Creo que lo he contado alguna vez, pero creo que este es el mejor indicador de tensión financiera. Anteayer no estábamos como después de Lehman. Hoy, con la prima de riesgo en 500, veremos. Pero, en todo caso, ¿viene el corralito? ¿tiene razón Krugman?

Quizá por la brevedad, quizá por el uso de la palabra corralito, su entrada pareció especialmente contundente. Pero, en realidad, no decía nada nuevo. Ahora bien, dos fallos le veo a mi admirado Paul. Primero, da por hecha una premisa dudosa: que Grecia salga del euro. Segundo: faltan matices, y en estas cosas los detalles lo son todo. Hay que tener en cuenta cómo sale Grecia del euro. En qué condiciones. Si se queda en la UE o no. Y, sobre todo, si en paralelo se toman medidas para evitar ese temor de Paul Krugman. 

Y eso, insisto, asumiendo que Grecia salga del euro, algo que todavía habrá que ver. En cualquier caso, sí, a medida que en Atenas se instaurase el miedo a la salida del euro, la huida del dinero de los bancos sería cada vez más agudas. La gente saca el dinero del banco. Los que pueden se lo llevan al extranjero. Los que no, compran oro, plata, acciones de empresas alemanas o lo guardan bajo el colchón. Esto ya está pasando. Lleva pasando un tiempo. Aquí, gráfico, tomado de The Big Picture con la evolución de los depósitos en los bancos de allí:

Greecedeposits0514121_big1

La escala está falseada, pero la caída no. El 31%, 72.000 millones de euros. Hay que recordar que el corralito, además de causa, también es consecuencia del pánico bancario. El corralito llega o bien cuando empieza a haber colas en las oficinas de los bancos o bien para prevenir éstas. Y pese a esta huida de depositantes de Grecia, no ha habido corralito; han podido evadir sus ahorros con tranquilidad. Los bancos han sido sostenidos por el BCE o por los préstamos de emergencia que puede realizar el Banco de Grecia. 

En España las huidas de depósitos no han empezado, como podemos ver en el Banco de España. En otras palabras, no podemos desentrañar el futuro, pero a toro pasado vemos que el BCE y el Banco de Grecia han permitido, sin corralito, un "pánico controlado" en el sistema financiero griego del que España está aún muy muy lejos. Y como he comentado antes, todo depende de los detalles de la eventual salida de Grecia del euro. Principalmente, si el BCE pone en marcha un mecanismo de financiación de emergencia tanto para los bancos españoles como para el Tesoro. 

En todo caso, como digo antes, aún está por ver que Grecia salga del euro. Sobre el papel, podría. Es recomendable esta entrada del economista griego Yanos Varoufakis sobre la analogía de Grecia y Argentina. Señala cosas que los periodistas y algunos economistas, en el afán por buscar el titular novedoso a una crisis que dura dos años, tienden (o tendemos) a olvidar: Grecia no tiene que desligarse de un tipo de cambio fijo, sino que tiene que crear una divisa de la nada. Imprimir billetes, redenominar deudas y llenar los cajeros automáticos. Cuestión de meses, dice. El euro, recuerden, no se instauró precisamente en una semana.

Otra cuestión que recuerda Varoufakis: como muchos griegos ya han sacado su dinero de Grecia, si volviese el dracma, todas esas cantidades de ahorro depreciarían su valor de forma exponencial. Y, finalmente, lo evidente. Para el resto de la zona euro, los costes de la salida de Grecia serían descomunales. Y para la propia Grecia, probablemente tendría que aplicar controles de fronteras, perdería subisidios agrícolas, etc.

En resumen, Varoufakis no cree que la salida del euro sea lo más probable ni lo más conveniente, y aboga por una renegociación de las condiciones. En cualquier caso, insisto, yo no creo que el corralito en España esté a la vuelta de la esquina, ni mucho menos, salvo catástrofe. Europa apenas se puede permitir la salida de Grecia del euro. De España, mejor no hablar. 

Tampoco veo, por otra parte, una intervención o rescate de España al estilo de Portugal. Más bien veo un aumento de la intensidad de la intervención silenciosa o el autorrescate que empezó en 2010. Y, como dije el viernes, probablemente acabemos pidiendo dinero para la banca. Pero eso ya lo contaré otro día. 

Por cuestiones de premura, de momento no cuelgo música contra la crisis. A ver si luego tengo tiempo. Pero la idea no es abandonar. 

Sígueme en Twitter @nuno_rodrigo5 o pinchando aquí

14 mayo, 2012 | 17:06

La foto del año

Policia Caja madrid

Descontextualicemos. No se sabe muy bien a quién protegen, y de qué, estos fornidos agentes de Policía. Si protegen a Caja Madrid del cabreo generalizado por las ayudas públicas, si protegen Caja Madrid de sus propios clientes para que no se lleven el dinero, si han cercado Caja Madrid a causa de una investigación (risa enlatada)... Solo se ve la calle, la sede del banco y, entre ambos, un cordón policial que los mantiene bien separados.

La foto es de AP, sacada de la página de MSNBC.

11 mayo, 2012 | 17:18

Lo de hoy puede ser solo la primera ronda

En créditos al ladrillo el Gobierno establece muevas provisiones, que sumarán 28.000 millones. Las entidades que no tengan dinero podrán recibir ayudas públicas, que el Gobierno calcula en 15.000 millones como máximo. Eso, para el crédito inmobiliario teóricamente sano, unos 123.000 millones de euros.

Esta medida aborda una parte del problema, es decir, los créditos al ladrillo teóricamente sanos pero que han servido para ocultar morosidad: bancos que, ante un promotor con problemas, optaban por prolongar sus créditos para no tener más impagos ni acumular más promociones. Asimismo, los bancos blindan su cartera crediticia ante las inclemencias de la crisis.

Pero no se ataca otra parte, es decir, el posible desfase entre el valor contable de los activos inmobiliarios y su valor real que comentábamos esta mañana. Pero sí se crea una suerte de banco malo.

Todos los inmuebles adjudicados que están en el balance de los bancos quedan separados en un vehículo especial, al precio que tengan actualmente en libros. Es decir, no se exigen nuevas provisiones a estos activos. Eso sí, estarán sometidos a una valoración independiente que se hace, según ha dicho Guindos, a título informativo “para aumentar la transparencia”.

Esta segunda parte es la que rechina: ¿No más provisiones? ¿Una auditoría sin efectos normativos? ¿Por qué todos los bancos tienen que crear estos vehículos especiales? Entonces, ¿qué pasaría si esta valoración independiente determina que el valor real de los activos inmobiliarios es inferior al valor contable de éstos…?

Bruselas ha exigido esta valoración independiente de los activos inmobiliarios, y el lunes hay un Eurogrupo en el que se hablará de España. Sería un tanto raro que si dicha auditoría encargada por Bruselas detecta un desfase patrimonial, éste no se corrija. Luego no sería descartable que, una vez hecha la auditoría, la banca tenga que ajustar el valor contable de estos vehículos y, en consecuencia, inyectar más capital en ellos.

Según esta hipótesis imaginaria, si no se pueden recapitalizar por sí mismos, estos vehículos inmobiliarios necesitarían más ayudas públicas. No sabemos si de España o procedente de Europa. Todo esto es pura especulación al hilo del extraño consejo de ministros de hoy; no tengo información al respecto. Pero mi sospecha es que hoy hemos visto la primera mitad de esta reforma financiera, y que habrá más ajustes de valoración, más recapitalizaciones y más ayudas. Esperemos que funcione; yo creo que son medidas que no por llegar tarde son menos necesarias. Ahora, tampoco pasaría nada si el ministro no tratase de idiotas a los españoles diciendo que las ayudas públicas no son ayudas públicas.

Subvencionar la especulación

¿Qué podemos hacer para sanear una economía y un sistema bancario asolados por la especulación inmobiliaria? La respuesta del Gobierno es sencilla: subvencionar la especulación inmobiliaria. No hay otra lectura posible de una de las medidas anunciada hoy por el Consejo de Ministros, aunque, todo hay que decirlo, no es la más importante.

Por su fuera poco destinar los escasísimos recursos públicos a subvencionar la compra de vivienda habitual por particulares, hoy se incentiva la compra por parte de sociedades o de personas físicas que compren con ánimo especulador. Porque la exención del 50% de la plusvalía generada en la compra no es aplicable a las operaciones de un particular o una familia sobre su vivienda habitual: ya tienen una exención del 50%.

Dos objetivos: permitir que la banca suelte lastre inmobiliario (algo que, por otra parte, haría fácilmente si quisiera, bajando el precio) y reanimar el mercado de la vivienda, una jugosa fuente de ingresos públicos por la vía del IVA y el ITP. Pero una realidad: las medidas destinadas a mitigar la caída de la vivienda solo han servido para retrasar el ajuste de precios, incentivar la patada a seguir en los balances de los bancos, retrasar las decisiones de compra (da igual lo que subvenciones si el mercado espera nuevas caídas de precios) y, en definitiva, para agravar la crisis.

Y esto del banco malo, ¿quién lo paga?

Probablemente todos tengamos ya en la cabeza que un banco malo sirve para sacar la morralla de los bancos. Pero, probablemente, muchos también se pregunten por qué demonios hay que sacar la morralla de los bancos.

Es una buena pregunta.

Sigue leyendo

08 mayo, 2012 | 12:20

El agujero negro de Bankia

Según Wikipedia, un agujero negro es una región del espacio cuya enorme densidad, provocada por una gran concentración de masa en su interior, genera un campo gravitatorio tal que ninguna partícula material, ni siquiera la luz, puede escapar de ella. Donde pone masa ponga usted ladrillo. Y tenemos Bankia. 

Tuvo que venir a Barcelona Mario Draghi, y tuvo que abrir la boca dos veces el FMI antes de que el Gobierno afrontase el problema Bankia, entidad que, por otra parte, estaba cogida con alfileres desde 2009. Retirado Rodrigo Rato de la jugada, tiene el Gobierno preparada una inyección de 7.000 u 8.000 millones, según la fuente, para Bankia. Pagaderos según un préstamo condicional cuyo destino será, posiblemente, convertirse en capital. Pero esos miles de millones son solo la última tanda.

¿Cuánto dinero ha consumido Bankia? Veamos. En la primera oleada de préstamos del FROB BFA, la matriz de Bankia, recibió 4.500 millones de euros en participaciones preferentes que, aunque pagan un interés del 8% y deberían devolverse, pueden también convertirse en capital. Es decir, no hay seguridad de que se devuelva el dinero (antes al contrario, sería raro que la entidad pidiese 7.000 millones al FROB para devolverle 4.500). Es decir, de entrada Bankia recibirá de forma directa 12.000 millones de las arcas públicas.

Pero la ayuda no se queda ahí. En la página del Tesoro se pueden encontrar las emisiones con aval público realizadas por la banca española. Con un poco de paciencia, podemos sumar las realizadas por Bankia, BFA y las cajas que formaron el grupo. De entrada, con cargo al programa de  2012 solo  BFA ha recibido avales por 12.000 millones. Con cargo al programa 2009, las cajas que formaban Bankia recibieron avales por 7.500 millones, y con cargo al programa 2008, otros 15.000 millones.  

Sigue leyendo

07 mayo, 2012 | 13:45

La culpa es de la gente que vota mal

Tampoco hay que llamarse a engaño. Por mucho que gane Hollande, el panorama que España tiene por delante no es un particularmente halagüeño. La crisis no la provocó Zapatero, ni las subprime, Rajoy ni Merkel, sino una descomunal burbuja inmobiliaria. Sufriremos sus consecuencias aunque Europa cambie tras la caída, cual fichas de dominó, de los aliados de Merkel en Holanda y Francia. Ahora bien, el dibujo de Europa dentro de unos años, la Europa en la que vivan quienes hoy están en la Universidad, sí puede cambiar, y eso es una buena noticia. Lo de Grecia es otra cosa.

Considerar que aquí no pasa nada es girar la cara ante la realidad. Hasta ahora, el Gobierno alemán ha mantenido, en contra del más liviano análisis económico y del sentido común que la austeridad es el verdadero, único e innegociable camino hacia la virtud para quienes se alejaron de ella. El Gobierno holandés era el poli malo y el francés el poli bueno pero, al final, las decisiones de las cumbres europeas diferían poco de los planteamientos alemanes. 

Sigue leyendo

03 mayo, 2012 | 12:30

El Tesoro y la banca, borrachos que se sujetan entre sí

Por más vueltas que le demos, es prácticamente imposible encontrar en la prensa extranjera una noticia financiera sobre España que no hable de la banca y su empacho de ladrillo. La prensa española, por el contrario, y con razón, tiene el foco puesto en los recortes que, a causa de la escalada de dicha prima, aplica nuestro Gobierno.

Sin embargo, es este sector financiero es el que da de comer a nuestro hambriento tesoro, con dinero a su vez del BCE, en un circuito cerrado que empieza a dar señales de flaqueza. La premisa de que la banca española no ha cubierto aún el deterioro de sus balances (y esto no lo digo yo, lo dicen los inversores que venden con saña acciones bancarias), conduce a la paradoja de un sector bancario que a la vez sostiene al Tesoro, que será por otra parte quien debe pilotar la vuelta de dicho sector a la solvencia. Como dos borrachos que se sujetan para no caer al suelo o, en todo caso, caer juntos.

Si queremos hacernos una idea de hasta qué punto el dinero del BCE y la entrada de la banca ha aliviado la presión, podemos echar un ojo al boletín mensual de Senaf, mercado donde se cruzan operaciones de renta fija en españa. Este es el volumen de negociación de bonos y obligaciones (es decir, con vencimientos a dos o más años:

Senaf bonos

Sigue leyendo

Categorías

Los mercados, en CincoDías.com

Suscríbete a RSS

RSS Añadir este sitio a RSS

¿Qué es RSS?
Es una tecnología que envía automáticamente los titulares de un medio a un programa lector o agregador. Para utilizar las fuentes RSS existen múltiples opciones. La más común consiste en instalar un programa llamado 'agregador' o lector de noticias.