EEUU y mercados emergentes

Jorge Díaz-Cardiel

Análisis profundo de la economía, sociología y relaciones internacionales de Estados Unidos y las economías emergentes.

Imagen de María Uriol

Jorge Díaz-Cardiel: Socio Director de la consultora ADVICE Strategic Consultants. Experto en economía y negocios, es autor de varias biografías sobre el presidente Obama y libros de economía: Obama y el liderazgo pragmático, La reinvención de Obama y Éxito con o sin crisis. Durante treinta años ha trabajado como directivo para grandes compañías norteamericanas y anglosajonas: Ipsos, Intel, Shandwick Consultants, Brodeur Worldwide y Porter Novelli.

diciembre 2016

lun. mar. mié. jue. vie. sáb. dom.
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31  

Suscríbete a RSS

¿Qué es RSS? Es una tecnología que envía automáticamente los titulares de un medio a un programa lector o agregador. Para utilizar las fuentes RSS existen múltiples opciones. La más común consiste en instalar un programa llamado 'agregador' o lector de noticias.

Listado de blogs

« EEUU no ha superado su Guerra Civil (1861-1865) | Inicio | Este lunes, lucha de titanes: debate Clinton vs Trump en TV »

23 septiembre , 2016 | 08 : 50

EEUU y paz en Oriente Medio

Me llama la atención nadie esté levantando la voz para "acusar" al Presidente Obama de no hacer nada por el conflicto en Oriente Medio que enfrenta a palestinos e israelíes. Al fin y al cabo, sus dos predecesores, George Bush y Bill Clinton intentaron, en los últimos meses de mandato llegar a acuerdos de paz sentando a negociar a las dos partes. Clinton cuenta en sus memorias "My life" que si no hubo acuerdo en Camp David fue por la intransigencia de Yasser Arafat; por su parte Bush Jr. explica en "Decision points" la firma voluntad israelí de no ceder en nada.

Barack ha intentado varias veces retomar el proceso de paz, pero se ha encontrado con la intransigencia del primer ministro conservador israelí, Benjamin Netanyahu. Ni siquiera Hillary Clinton, cuando era secretaria de estado y buena amiga del principal lobby judío estadounidense, AIPAC, consiguió que Netanyahu cediera un ápice o hiciera concesiones, cuenta en "Hard Choices". Obama es un hombre muy inteligente y de gran paciencia, pero ésta no es infinita. Les pidió en infinidad de ocasiones a los israelíes que no ampliaran asensamientos en Jesusalém o en las zonas limítrofes con Gaza y Cisjordania. Parecía la típica "acción-reacción": cada vez que Obama lo pedía, Netanyahu le respondía con más asentamientos. Nada sienta peor a un presidente norteamericano que le chuleen o le tomen el pelo. Al menos, Reagan se lo tomaba con filosofía. Como le confió a su jefe de Gabinete James Baker III, "para qué preocuparse, si al fin y al cabo, no nos van a votar", refiriéndose a los judíos. Y, ciertamente, el electorado judío es mayoritariamente liberal, progresista y vota demócrata.

Obama ha prometido en mil ocasiones proteger a Israel de sus enemigos y, de hecho, le ha seguido vendiendo armas. Pero cuando Barack ha visto que sus muchos intentos para alcanzar la paz han resultado infructuosos, el presidente ha preferido dedicarse a otros menesteres: no habrá cumbre de Annapolis, como la que convocó George Bush hijo para sentar a negociar a palestinos e israelíes. En 2011 nació la primavera árabe, que acabó, bien con teocracias fundamentalistas islamistas -y no la democracia que predicaban ingenuos e incultos por igual- bien con conflictos armados como el Sirio o, al fin y a la postre, la vuelta al poder de hombres fuertes como Al Sisi, que dan tranquilidad a Estados Unidos: lucha contra los fundamentalistas islámicos y paz con Israel.

Además, en estos meses Obama se está volcando con todas sus fuerzas a gobernar, por un lado, y a ayudar a Hillary Clinton a ganar las elecciones, por otro. Sin una crisis económica que resolver, como Bush en otoño de 2008 o escándalos que ocultar, como Clinton en 2000, Obama tiene las manos para actuar: y, hoy, su prioridad en política exterior es Asía, China, y no Oriente Medio.

Como dije en mi dije en mi primera biografía sobre el presidente Obama ("Obama y el liderazgo pragmático"), Barack es el presidente más pragmático que ha tenido Estados Unidos en un siglo. Y, posiblemente, el más inteligente y uno de los más cultos.

Comentarios

Publicar un comentario

If you have a TypeKey or TypePad account, please Inicia sesión

© Prisa Digital S.L.- Gran Vía, 32 - Edificio Prisa - Madrid [España]