Sobre el autor

Imagen de Paula Satrustegui

Paula Satrustegui profundizará en las novedades fiscales y relativas a la seguridad social, que afectan a la planificación de las finanzas personales de los profesionales.

Categorías

Suscríbete a RSS

¿Qué es RSS? Es una tecnología que envía automáticamente los titulares de un medio a un programa lector o agregador. Para utilizar las fuentes RSS existen múltiples opciones. La más común consiste en instalar un programa llamado 'agregador' o lector de noticias.

Listado de blogs

« mayo 2015 | Inicio | julio 2015 »

25 junio, 2015 | 09:37

Valor tranquilidad
¿Por qué a la hora de invertir no nos tomamos nuestro tiempo y, en la mayoría de los casos, tomamos decisiones sin darle más que un par de vueltas? Las decisiones de inversión son fundamentales en nuestra vida y la base para que logremos nuestros objetivos personales y profesionales. En cambio, muchas veces dedicamos a su planificación y ejecución menos tiempo que a la compra de un coche o, incluso, de un ordenador, cuya repercusión en nuestro futuro es sensiblemente inferior.

Es curioso observar como cuando vamos a comprar un coche primero hacemos una búsqueda exhaustiva sobre marcas y modelos, consultamos en foros, leemos referencias y vamos al concesionario a probar varios. El comercial antes de vendernos el vehículo nos hace infinidad de preguntas: ¿cuántos hijos tiene?, ¿qué uso le va a dar?, ¿gasolina o diésel?, ¿manual o automático? Y así hasta definir qué tipo de coche es el que más se ajusta a nuestras necesidades.  

Cuando planificamos nuestras finanzas personales y tomamos decisiones sobre nuestro patrimonio, en cambio, en muchas ocasiones ni la búsqueda es tan detallada ni consultamos con un experto. Y cuando sí acudimos a alguna entidad, en numerosos casos el asesor que nos atiende no se toma el tiempo y el interés en entender para qué invertimos, cuáles son nuestros objetivos vitales y se limita a darnos cuatro consejos estandarizados y a vendernos el producto en campaña en su entidad, el que figura en el primer puesto del ranking o el que tiene menor coste en comparación con la competencia.

Sumario tranquillidad futura
Esto puede facilitar la labor, agilizar la decisión, pero ¿conseguirá el cliente con estas recomendaciones generales jubilarse, comprarse la casa de sus sueños o enviar a estudiar a sus hijos al extranjero? La responsabilidad de conseguir que nuestras inversiones se ajusten a nuestras necesidades  y nos faciliten nuestros objetivos es compartida por entidades financieras y clientes.  

Los primeros no pueden realizar las mismas recomendaciones para todos y deben preocuparse por conocer lo que verdaderamente interesa al cliente. Los segundos deben ser exigentes con la calidad del asesoramiento financiero que reciben y deben interesarse en la gestión de su dinero y esforzarse por entender los niveles de riesgo que acarrean las distintas opciones para lograr que sus inversiones se ajusten a su perfil. Como se solía decir, “nadie da duros a cuatro pesetas”, ni hay rentabilidades extraordinarias libres de riesgo.

Siempre, antes de invertir hay que pensar para qué lo hacemos. ¿Puedo dejar mi trabajo actual y montar un negocio?, ¿durante cuánto tiempo podría aguantar las pérdidas iniciales del negocio que quiero poner en marcha?, ¿me puedo permitir bajar el ritmo de trabajo?, ¿qué sería de mi familia si yo tuviese un accidente?, ¿podré mantener mi nivel de vida durante la jubilación?, ¿podré jubilarme a la edad que deseo?: estas son algunas de las preguntas de base que los clientes se hacen o se deberían hacer antes de plantearse sus inversiones.

Trazar un plan bien diseñado les ayudará a ganar esa tranquilidad sobre el futuro, a saber cuál es el camino a seguir para alcanzar sus objetivos

18 junio, 2015 | 09:35

Abante icons Dos colores-52
Quedan solo doce días para que finalice el plazo para presentar la declaración de la renta correspondiente a 2014. Para los contribuyentes que hayan domiciliado el pago el plazo termina el próximo jueves. La semana pasada os dejamos un resumen con los principales puntos a tener en cuenta para evitar errores. Podéis consultar todos los aspectos clave en el especial que os hemos preparado.

En cualquier caso, queremos recordaros algunas cuestiones importantes:

-Se puede pedir cita previa hasta el día 29 de junio, por teléfono (901223344, de L a V de 9 a 19h)  y por internet.

-No hay que dar por válidos los datos del borrador de forma automática: es imprescindible revisarlos.

-No olvidéis incluir los cambios en sus circunstancias vitales (matrimonio, divorcio, hijos, etc.), las cuotas a colegios profesionales y sindicatos y los datos relativos a la vivienda, así como las aportaciones a planes de pensiones, las donaciones a ONG y las deducciones autonómicas o por maternidad.

-Si confirmasteis un borrador erróneo, podéis solucionarlo haciendo una declaración complementaria (si el error juega a favor de Hacienda) o presentando un escrito a la agencia tributaria (si es a favor del contribuyente).

-Comprobad si le compensan más hacer la declaración conjunta con su cónyuge o individual.

-Recordad que podéis compensar las pérdidas de ejercicios anteriores, tal y como explicamos aquí.

-Finalmente, no todos los contribuyentes están obligados a declarar (puedes ver aquí quienes deben hacerlo), sin embargo, conviene comprobar si se tiene derecho a devolución o no, porque en caso afirmativo compensará confirmar el borrador o presentar la declaración.

En Abante estamos a su disposición para cualquier duda que le pueda surgir al respecto. Iremos informando de cualquier tema que aparezca en relación a la declaración de la renta.

PUEDES DESCARGAR AQUÍ EL ESPECIAL DE LA RENTA 2014

11 junio, 2015 | 09:51

Cuaderno abante
El próximo 30 de junio finaliza el plazo para presentar la declaración de la renta –el día 25 para quienes domicilien el pago-. Para quiénes no la han presentado aún, recordamos la importancia de revisar todos los datos bien. Hemos preparado un Especial Declaración de la Renta 2014 para que no se os escapen los aspectos básicos.

El borrador y los datos fiscales facilitan hacer la declaración. Pero no debemos dar por válida esa información sin revisarla, en ocasiones contiene errores que juegan a favor de Hacienda, como que no se hayan aplicado las deducciones por nacimiento de un hijo o que no incluya las aportaciones a planes de pensiones de un familiar o las donaciones. Si hemos confirmado un borrador erróneo, podemos corregirlo, como os explicamos aquí.

No todas las personas están obligadas a declarar (ver los casos en este link). Sin embargo, aunque no estén obligados, todos los contribuyentes que tengan derecho a recibir una devolución tienen que confirmar el borrador o presentar la declaración para obtenerla.

Cuando la declaración sale positiva

Cuando a lo largo del ejercicio no nos han retenido lo que deberían (por no haber tenido rentas sujetas a retención o por no haber sido estas suficientes), al hacer la declaración de la renta deberemos abonar a Hacienda la diferencia.

En algunos casos, el importe a pagar es considerable. ¿Qué pasa si nos viene mal pagar o si no tenemos dinero suficiente? Podemos optar por el pago fraccionado, existe la compensación entre cónyuges o la posibilidad de aplazar el pago (aunque hay que tener en cuenta que conlleva un recargo).

Calculadora

Si tiene pérdidas o rendimientos negativos pendientes de compensar de ejercicios anteriores (de 2010, 2011, 2012 y 2013), es posible que pueda compensarlos al hacer la declaración, tal y como os explicamos en un post anterior.

También hay que tener en cuenta que en el caso de las viviendas, la forma de incluirlas en la declaración varía si es la habitual, alquilada o si debemos hacer una imputación de rentas por los inmuebles urbanos que no constituyen ni la vivienda habitual ni generan rendimientos del capital inmobiliario.

Otra cuestión a valorar es si nos interesa la tributación individual o conjunta. En general, la conjunta es interesante cuando uno de los dos cónyuges no trabaja o cuando tiene rentas bajas; así como en las familias monoparentales cuando los hijos no tienen rentas. El programa padre nos permite de una forma fácil y sencilla ver qué tipo de tributación interesa hacer en cada periodo impositivo. No obstante, hay que hacer un análisis detallado en cada circunstancia particular.

No olvides los planes de pensiones

Renta aportaciones pp
Las aportaciones a planes de pensiones realizadas son deducibles de la base imponible general. Así, si aportamos a planes de pensiones o de previsión asegurados (PPA), al hacer la declaración de la renta (en el periodo entre abril y junio), Hacienda nos devolverá parte del dinero invertido (el importe depende de cuál sea nuestro tipo impositivo marginal).

Las aportaciones a planes de pensiones y PPA deben incluirse en las casillas 452 y siguientes de la declaración de la renta. En caso de que no pueda deducirse la aportación este año, por no tener la suficiente base imponible general, el exceso se puede deducir en los cinco ejercicios siguientes.

Existe una limitación en las aportaciones. Por un lado, el financiero, de 10.000 euros anuales para menores de 50 años y de 12.500 euros en el caso de contribuyentes mayores de 50 años. El límite fiscal (deducción fiscal máxima a aplicar) será la menor de las siguientes cantidades: 30% de los rendimientos netos del trabajo y actividades económicas. Este porcentaje será del 50% para las personas mayores de 50 años. O 10.000 euros anuales. Para contribuyentes mayores de 50 años este importe se aumenta hasta 12.500 euros.

Finalmente, no hay que olvidar que si se ha realizado alguna donación, por ejemplo a nuestros hijos, a lo largo de 2014, al hacer la declaración de la renta hay que tributar por lo que se haya ganado con los bienes donados desde el momento de la compra hasta el momento de la donación, sin embargo no se podrá compensar las pérdidas o rendimientos negativos que esos bienes hubieran generado. De ahí la importancia de realizar una correcta planificación antes de hacer la donación.

PUEDES DESCARGAR EN PDF EL ESPECIAL DECLARACIÓN DE LA RENTA 2014 EN ESTE ENLACE

04 junio, 2015 | 09:50

Cuando hacemos alguna donación, por ejemplo, a nuestros hijos, pensamos que la obligación tributaria finaliza una vez que el donatario liquida el Impuesto de Sucesiones y Donaciones (ISD), pero no es así. 

Si realizó alguna donación a lo largo de 2014, tiene que recordar que al hacer la declaración de la renta deberá de tributar por lo que haya ganado con los bienes que donó desde el momento de la compra hasta el momento de la donación, sin embargo no podrá compensar las pérdidas o rendimientos negativos que esos bienes hubieran generado. De ahí la importancia de realizar una correcta planificación antes de hacer la donación. 

¿Qué significa esto? 

Veamos con un ejemplo cómo tributan las donaciones. Supongamos que le hemos donado a nuestros hijos 15.000 euros en acciones, cuyo precio de compra ascendió a 17.000 euros, 25.000 euros que teníamos en cuenta corriente y 30.000 euros de un fondo de inversión que fue comprado hace tres años por 27.000 euros. ¿Cómo afecta dicha donación a su declaración de la renta? 

  1. La donación de acciones acumula unas pérdidas patrimoniales de 2.000 euros que no podrán ser compensadas. En futuras donaciones le compensará vender las mismas, aflorar la pérdida, donar el dinero de la venta y de esta manera compensar la misma.
  2. La donación del dinero en cuenta la corriente no tiene implicación fiscal, ya que el inversor no ha obtenido rentabilidad con dicho dinero.
  3. En el caso de la donación del fondo de inversión, el donante deberá de incluir en su declaración la ganancia de 5.000 euros, tributando por la misma en la base del ahorro -al haber sido adquirido hace más de un año- al 21-27% (tipo vigente en 2014). 

La información de las donaciones no aparece en la información fiscal por lo que no debemos de olvidar incluirlo en la declaración. 

Puedes descargar esta información en PDF (pincha aquí)

En Abante estamos a su disposición para cualquier duda que le pueda surgir al respecto. Iremos informando de cualquier tema que aparezca en relación a la declaración de la renta.

*Paula Satrústegui, directora de Planificación financiera en Abante. 

Imagen de Paula Satrustegui

Paula Satrustegui profundizará en las novedades fiscales y relativas a la seguridad social, que afectan a la planificación de las finanzas personales de los profesionales.

Imagen de Belén Alarcón

Belén Alarcón trasladará su experiencia de asesoramiento patrimonial y planificación financiera a través de las preguntas más relevantes que debe plantearse una persona a lo largo de su vida.

© Prisa Digital S.L.- Gran Vía, 32 - Edificio Prisa - Madrid [España]